‘UnREAL’: más allá de lo tróspido

El reciente estreno de ‘Un principe para tres princesas’ nos ha devuelto la alegría de lo tróspido. Esto es: un reality editado a tope, donde el humor surrealista surge tanto de la excentricidad de los participantes como de la inspiración de los editores del programa. El resultado es tan delirante que, sin adjetivos a mano para definir lo que veíamos en pantalla, alguien en Twitter acuñó el neologismo ‘tróspido’. Y cuajó.

La fórmula se ha repetido en programas que son variaciones sobre el mismo tema: alguien que busca el amor y varios pretendientes que compiten por su favor. El objetivo es hacer reír, por lo que los participantes son los primeros que no se toman muy en serio a sí mismos. Hay una complicidad perfecta entre las tonterías que dicen unos, los efectos de sonido y montaje que ponen otros y el ánimo jocoso de los espectadores.

Pero esto es en España, donde somos muy de reirnos de nosotros mismos. En Estados Unidos la cosa es muy seria, bitch, y te inculcan desde la cuna el rollo individualista y el ser la reina del baile. ¿Cómo sería la versión americana de ‘Un príncipe para Corina’? Pues sería ‘UnREAL’. Bueno, mejor dicho, sería ‘Everlasting’, que es el reality donde se ambienta la acción de ‘UnREAL’. Es todo muy metatelevisivo, pero intentaré explicarme clarito.

¿Que encontramos en ‘Everlasting’?

Mujeres peleando por un hombre. No hay una princesa cuqui besando sapos hasta encontrar a su príncipe. Lo que hay son un montón de hermanastras tirándose de los pelos por pillar cacho. Que es que los tíos estarían ahí todo el día en plan “hey bro” bebiendo cerveza y viendo futbol y no darían juego. ¿Alguien dijo machismo? Qué va, esto es espectáculo.

UnREAL - Candidatas
Ni una normal

Una productora ejecutiva sin escrúpulos. Una tía dura, curtida en mil batallas, cuyo sentido del espectáculo televisivo solo iguala a su falta de escrúpulos. En cada temporada de ‘Everlasting’ debe haber una villana, una heroína y cuanto más drama mejor. Mira si es jefa, la tía, que se llama Quinn. Bueno, se apellida. Bueno, eso.

Quien avisa no es traidor
Quien avisa no es traidor

Redactores mentalistas. Una imagen que ha desaparecido de nuestro ‘Gran Hermano’ es la del concursante expulsado llegando a plató acompañado de “su redactor”. Un signo más del que el programa está en franca decadencia, si me permitís el inciso reivindactivo. El caso es que en ‘UnREAL’ los redactores compiten entre ellos incluso más ferozmente que las candidatas al corazón del príncipe. Para conservar el pellejo, porque ríete tú de la reforma laboral, tienen que producir todo el drama que sean capaces, jugando con las frágiles y simples mentes de sus, ejem, protegidas.

UnREAL

La gracia de ‘UnREAL’ es que no se centra exclusivamente en el desarrollo de ‘Everlasting’. En un juego de espejos bastante conseguido, pronto vemos que aquellos que tiran de los hilos de sus marionetas televisivas tienen bastante tela que cortar en su ‘vida real’, que diría mi madre. Ni la Reina Madre del cotarro es tan chunga y todopoderosa como parece, por ejemplo, ni la redactora estrella es tan hábil manejando su propia vida como mangoneando la de sus minions.

El planteamieno de ‘UnREAL’ es poderoso, por lo menos desde mi modesto punto de vista, que por eso me la he visto. Ciertamente la serie podría ser mejor, más que nada porque en una temporada de diez episodios es bastante significativo que la cosa pierda fuelle a la mitad. Pero con esto de las series ya se sabe, que lo que para los guionistas está siendo una temporada única de repente se transforma, desde el despacho de la cadena, en dos temporadas con extra de queso y que no me caigan las audiencias, por favor. (Sí, ‘UnREAL’ tendrá segunda temporada)

Así que, por favor, la próxima vez que estéis en una de esas reuniones donde ninguno veis ‘Gran Hermano’ y digáis eso de que es todo guion y que vaya cosa más denigrante… que sepáis que podría ser mucho más destroyer, el tema. No me seáis.


Tu cara me suena
unreal-adam
Adam, el premio de ‘Everlasting’, es Luke en ‘Pitch Perfect’. Al final resulta que sí debería aflojar con las hamburguesas…
unreal-anna
A Anna, una de las pretendientas más cuqui, la podemos ver en ‘Quantico’ opositando a agente del FBI.
unreal-chet
Chet, el showrunner excéntrico y caradura, fue uno de los novios de Carrie en ‘Sexo en Nueva York’. Pobre.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este blog usa Wordpress, así que debo pedirte que aceptes la política de cookies antes de seguir navegando.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies